actividades invierno

5 alternativas de viajes para tres meses sin festivos

Tras la gran cantidad de festivos de las Navidades, el calendario laboral del 2014 en España nos trae más de tres meses sin festivos, ni puentes en buena parte del país, dado que la Semana Santa sólo llega en la segunda mitad de abril y el día de San José no es festivo en toda España. A falta de tiempo para viajes largos, podemos ver las alternativas que tenemos para estos tres meses.

1.- Escapadas urbanas en la Península

¿Y si, en lugar de recorrernos miles de kilómetros, aprovechamos estos fines de semana para visitar ciudades cercanas que aún no conocemos?

El invierno hace que el turismo rural quizá no sea la mejor opción para estas fechas, pero hay ciudades que están en su mejor momento -con menos turistas y mucha vida-. Podemos elegir entre pasarnos por las grandes ciudades -un fin de semana en Barcelona o en Madrid da para mucho- o disfrutar de ciudades más pequeñas que son un clásico turístico y que deberíamos conocer tarde o temprano: Granada, Cáceres, Salamanca, San Sebastián o Santiago de Compostela son opciones interesantes.

2.- Esquiar

Es la alternativa de ocio, turismo y viajes propia de esta temporada y una de las más factibles. Dependiendo de donde nos encontremos, estaremos más cerca o más lejos de diversas estaciones de esquí, pero desde casi todos los puntos de España podemos llegar a alguna de ellas en dos o tres horas de coche.

Dependiendo de las condiciones de la nieve y la época, tendremos más o menos opciones, aunque con algunas se puede contar siempre. El Pirineo o Sierra Nevada suelen ser apuestas seguras de nieve de calidad. Pero cuidado, allí estamos en plena temporada alta y los alojamientos pueden tener alta ocupación, así que reservad con tiempo si vais a destinos como el Valle de Arán o Andorra.

El Valle de Arán

El Valle de Arán es un buen destino para una escapada de esquí con alojamiento en hotelitos con encanto.

También- si no tenéis las estaciones de esquí demasiado lejos de casa- os queda la posibilidad de aprovechar una excursión de un día para ir a la nieve.

3.- Turismo cultural y gastronómico

Estos meses pueden ser un buen momento para dedicarlos a actividades en el interior. Es un buen momento para acercarnos a esos restaurantes de localidades vecinas que nos han recomendado o irnos a probar vinos y tapas en nuestra propia ciudad.

El Rey León

Una época perfecta para ir a ver musicales. El Rey León es de los más populares.

También es una buena época para ir a ver esos museos que tenemos pendientes o consultar la programación cultural de nuestra ciudad u otras. Y, por supuesto, estos días son también una fantástica oportunidad para ir al teatro o disfrutar de los musicales de las carteleras de las grandes ciudades.

4.- Portugal

Si vivís en el oeste de España, Portugal es una fantástica opción para una excursión corta de un fin de semana. Lisboa siempre es la garantía de una visita de éxito para un fin de semana, divertida y monumental. Si estamos en Galicia, el norte de Portugal nos queda muy cerca y tiene lugares excelentes y una gastronomía fantástica. Desde Andalucía y Extremadura, el Algarve es una tentación que se disfruta muy bien cuando hay menos turistas.

Coimbra

La ciudad de Coimbra vista desde el Mondego

Pero no sólo tenemos que pensar en las grandes ciudades de Portugal. El centro del país– con localidades como Coimbra, Aveiro o Nazaré- cuenta con muchísimos puntos de interés en pocos kilómetros a la redonda. Ir en coche de uno a otro es una fantástica oportunidad.

5.- Espera, ahorra y prepara viajes más largos

¿Por qué gastar tiempo y dinero en viajes que van a tener que ser meteóricos? Tres meses sin puentes son una buena oportunidad para descubrir otras pequeñas cosas a tu alrededor a las que dedicar el tiempo mientras ahorras para los grandes viajes que llegarán más adelante.

Puedes ir a museos de tu ciudad que aún no conoces, quedar más con tus amigos, empezar a hacer deporte o, simplemente, dedicar tu tiempo de ocio a actividades como leer, escuchar música o relajarte. No todo tiene por qué ser acelerado en esta vida…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *